Tres Jueves Brillan Más Que El Sol

2 07 2009

“Hay tres jueves en el año que relucen más que el sol: Jueves Santo, Corpus Christi y Ascensión”

En Ejea se traslada la festividad al domingo ,se saca en procesión al Santísimo recorriendo las calles principales del pueblo acompañados por niños que han recibido la Primera Comunión,van echando pétalos de flores a su paso creando así una alfombra floral al Santísimo y amenizados por la Banda Municipal de Ejea.

Pasado y presente del Corpus Christi

Por Manuel Mandianes, antropólogo del CSIC. Su último libro es Raposiño e o cego, de Limaía Productions (EL MUNDO, 11/06/09): Enlace Aquí

“Dentro del ámbito cristiano, el Corpus Christi es la culminación de todas las fiestas de primavera. En el siglo XIII, el Papa Urbano IV institucionalizó esta celebración en honor del Santísimo Sacramento. Ya en el siglo XVI, en el Concilio de Trento se decretó que todos los años, en un día declarado festivo a tal fin, se llevara por las calles y las plazas de villas y ciudades en procesión solemne el cuerpo de Cristo.

El Corpus se celebra 60 días después del Domingo de Resurrección, el jueves posterior al noveno domingo siguiente a la primera luna llena de primavera del hemisferio norte. Por la adaptación civil, la fiesta se ha solido trasladar en casi toda España al domingo, pero la tradición sigue recordando el jueves como el día de la festividad: «Hay tres jueves en el año que relucen más que el sol: Jueves Santo, Corpus Christi y Ascensión».

Historiadores de las religiones han encontrado precedentes de la Eucaristía en los cultos de los misterios de Grecia y del antiguo Egipto y hasta en las hecatombes de las que ya dan buena cuenta los relatos homéricos. En los banquetes báquicos, los devotos alcanzaban la liberación prometida, tanto hombres como mujeres, mediante el éxtasis provocado por la música y el vino. Los asistentes a los banquetes celebrados en los cultos en honor de Mitra alcanzaban la inmortalidad al consumir pan y vino y, probablemente, la sangre del toro, sacrificado a tal ocasión, para asimilar su esencia vital.

El hecho de que el calendario litúrgico haya aprovechado fechas importantes de otras culturas para celebrar sus fiestas y de que haya ciertos parecidos entre ritos cristianos y ritos anteriores no va en detrimento de la originalidad del mensaje cristiano. El Corpus es la exaltación de la presencia real de Cristo en el sacramento de la Eucaristía, instituida por Jesús el Jueves Santo.

Gracias a la transustanciación operada en el momento de la consagración de la misa, los cristianos están convencidos de que, al recibir la Comunión, comen el cuerpo de Cristo y beben su sangre.”

Anuncios