Poesía

RECÍPROCA DEPENDENCIA

Es fuerza que me oprime; me estruja el pensamiento
reducido en el cerco que asedia tu influencia.
Cuando albedrío busco para mis sentimientos
ajena de los yugos que argollan mi conciencia,
advierto que mi vuelo lo gobiernan tus vientos
hasta hacerme posar, renunciando al intento,
en el círculo ambiguo, extraño, misterioso,
de psíquicos imanes que repelen y atraen
en confusa pelea de rechazo y deseo.
Mil veces lucho osada y otras mil veces caen
mis pueriles esfuerzos que, hundidos cual Orfeo,
buscan en el averno un triunfo peligroso.
Ausculto tus defectos con profunda ansiedad
para luego indultarlos como si fueran míos;
y en ese toma y daca de mutuos desafíos,
aherrojamos constantes nuestra extraña amistad.

Felix Landa Otal

31 Marzo 2008 Enlace Aquí)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: